El mundo al revés

Recuerdo que de niño jugaba a decir: el mundo al revés. entonces el grupo de niños que estábamos reunido se inclinaba, abríamos las piernas hasta formar un compás, la cabeza la poníamos en medio de las piernas y así podíamos ver los gestos del que estaba más próximo. Veíamos risas, esfuerzo. Había el que inflaba los chachetes, el que cerraba los ojos, el que cantaba, el que aguantaba firme. la cosa era resistir porque así nos ganábamos la admiración de los otros y, lo más importante, de las chicas.

Me viene a la mente este juego, básico si se quiere, pero en el que los chicos de mi edad dábamos muestra de fuerza., porque leo en los diarios que las economías europeas se caen una a una, como fichas de dominó. ¿cuál se salva? ¿cuál resiste?

Vemos a una nación como la griega, que se quiso ar vida de super potencia, y ahora paga las consecuencias. A Portugal más discreta pero en mis situación. Italia, con gobernantes tan corruptos que no le piden mucho a los del tercer mundo. Vemos a España invocar a los fantasmas del franquismo, la ultraderecha y la intolerancia.

Quién lo dijera, la economía española, sobre todo la de sus bancos, se sostiene gracias a las filiales de Latino américa. Si no fuera por México y Argentina y demás países de la región, la economía bancaria española se hubiera jodido desde hace tiempo.

Este tiempo nos lleva a jugar el mundo al revés.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s